TAG Heuer, Cronometrador Oficial de Ferrari desde los años 70, se asocia con los productores de la película Rush

La marca de relojes TAG Heuer recrea con precisión el glamour y la emoción de los años dorados de las carreras de Fórmula 1 en la película Rush. En su descripción del mundo de la Fórmula 1 de 1976, Ron Howard, ganador del Oscar de la Academia® y director de Rush, protagonizada por Chris Hemsworth y Daniel Brühl, ha cuidado hasta el más mínimo detalle histórico. Todos los pormenores han sido estudiados minuciosamente, desde los coches hasta los monos. Por lo tanto, no es de extrañar que TAG Heuer desempeñara un rol primordial en la estética de la película.

cartel película Rush colaboración Tag Heuer

Desde Le Mans, el gran clásico de carreras de 1970 protagonizado por Steve McQueen (en la que Heuer también participó), Hollywood no había rodado una película que recree con mayor autenticidad la intensa acción y el glamour del deporte más rápido del mundo.

En Le Mans, McQueen, interpretando al piloto Michael Delaney, lucía el logo de Heuer en el mono, el casco y el coche. Cuando el departamento de vestuario le ofreció una gama de relojes deportivos de lujo, eligió con toda naturalidad el cronógrafo Heuer Mónaco de esfera cuadrada, el mismo modelo que había llevado su amigo, el gran piloto Jo Siffert, embajador de Heuer.

En Rush, los colores y el logo de Heuer figuran en los monos de Niki Lauda (interpretado por Daniel Brühl), su compañero de equipo Clay Regazzoni (Pierfrancesco Favino) y el resto de los miembros de la Escudería Ferrari, exactamente igual que en 1976. La firma relojera suiza, líder mundial en cronógrafos de prestigio y de alta gama desde 1860, firmó un acuerdo como Cronometrador Oficial de Ferrari en 1971. A lo largo de los años 70, los años dorados de la Fórmula Uno, todos los pilotos de Ferrari llevaban un cronógrafo Heuer con su nombre y grupo sanguíneo grabados en la caja.

En Rush, los colores de la firma aparecen, una vez más, en las pistas de Nürburgring durante el Gran Premio de Alemania, de Monza durante el Gran Premio de Italia y de la última carrera del campeonato en Fuji Speedway, en Japón. TAG Heuer también facilitó a la producción el equipamiento de cronometraje de Fórmula 1 utilizado en ese período. Desarrollado por Jack Heuer para Ferrari, fue el primero en medir 1/1.000ª de segundo y, posteriormente, fue utilizado por la mayoría de los equipos del circuito.

Y, por supuesto, los relojes….

En Rush, Niki Lauda (Daniel Brühl) lleva un reloj Heuer Silverstone, el legendario cronógrafo de los 70, cuyo nombre procede del circuito de carrera británico. James Hunt (Chris Hemsworth) lleva un cronógrafo de oro Heuer Carrera, creado por Jack Heuer en 1963 cuyo nombre se inspira en la Carrera Panamericana de rally de México, la competición automovilística de mayor resistencia del mundo. Los relojes, como parte de la tradición automovilística, son algunas de las piezas de colección más buscadas en el mundo de la relojería.

Película Rush, Niki Lauda (Daniel Brühl) lleva un reloj Heuer Silverstone

En 2010 se lanzó una reedición exclusiva del Silverstone. El atrevido diseño del Carrera celebra este año su 50 Aniversario y ahora la casa lo ha dotado del nuevo movimiento Calibre 1887. En el presente, ambas piezas vintage, con el equipamiento de cronometraje, están a salvo en sus vitrinas del museo TAG Heuer 360 en La Chaux-de-Fonds, Suiza.

Regreso a 1976…

… Heuer, una pequeña empresa familiar ubicada en Saint Imier, en los valles de Jura en Suiza, llevaba siete años participando activamente en la Fórmula 1. Jack Heuer, que se jubila este año como Presidente de Honor de TAG Heuer a la edad de 80 años, supervisaba la producción de cronómetros de salpicadero para coches de carrera, con el fin de unir su compañía al futuro del automovilismo.

En 1968, Jack Heuer firmó el primer contrato de patrocinio no automovilístico de la Fórmula 1 con Jo Siffert. Al año siguiente, Heuer lanzó el legendario Calibre 11, el primer cronógrafo con movimiento automático del mundo, que se presentó en el mítico Mónaco, el reloj favorito de los pilotos del Grand Prix y de Steve McQueen. Dos años más tardes, Jack fue tras Enzo Ferrari y su Escudería. En una autobiografía que se presentará en septiembre 2013, Jack recuerda: “Decidí visitar Ferrari el 7 de abril de 1971. En la fábrica de Maranello nos reunimos con Piero Lardi-Ferrari y nos ofrecimos a equipar a Ferrari siempre y cuando aceptaran colocar el logo rojo de Heuer en todos sus coches de Fórmula Uno, en la parte frontal, bajo el parabrisas. El acuerdo se formalizó de inmediato y lo firmó Enzo Ferrari, utilizando su lujosa pluma con tinta violeta”.

Rush Ferrari Heuer

Heuer y el equipo técnico de cronometraje estaban presentes en cada carrera, tal como se muestra en Rush. El accidente de Nicki Lauda y su heroico retorno a la competición están claramente grabados en su memoria. Jean Campiche, Cronometrador Oficial de Heuer para la Escudería Ferrari en aquel entonces, describe: “Era el responsable de dar los tiempos durante los entrenamientos libres, las sesiones de calificación y la carrera, no sólo de los dos coches de Ferrari, sino de todos los demás. Recuerdo muy bien el día en que Niki Lauda reapareció en su coche en Monza en 1976. Llevaba un pasamontañas sobre sus vendajes. Después de la carrera, se lo quitó y su cabeza estaba cubierta de sangre. Todos compartimos el sentimiento excepcional de que su fuerza de voluntad no tenía límites”.

Tras la fatal colisión que le costó la vida a Jo Siffert en 1971 y el accidente de Niki Lauda en Nürburbring en 1976, Jack Heuer se planteó a sí mismo una pregunta: “Realmente, tuve una crisis personal: ¿era éticamente correcto para nuestra compañía patrocinar personas que participaban en un deporte tan peligroso? La tragedia (la muerte de Jo Siffert) me impulsó a establecer directrices sobre la participación de pilotos de carrera en nuestras campañas publicitarias y decidí no realizarlas con un solo piloto, sino más bien basarlas en los coches”.

Persuadiendo a Enzo Ferrrari de colocar un gran logo de Heuer en la cabina de sus coches de Fórmula Uno, Jack Heuer sentó las bases para la globalización de la marca Heuer, movimiento impulsado por el espectacular aumento de las audiencias televisivas de la Fórmula Uno en los años 70.

Heuer, que se convirtió en TAG Heuer en 1985 y se unió al Grupo LVMH en 1999, se asoció con orgullo al equipo McLaren de Fórmula 1 en 1985 y mantiene el récord de relojes deportivos de mayor tradición, como prueba el histórico de patrocinios de la marca. Desde entonces, finalizó su participación en la Indy 500 y se asoció con los equipos de Le Mans, además de patrocinar a los pilotos más legendarios de la Fórmula 1, desde Ayrton Senna y Alain Prost a David Coulthard, Kimi Räikkönen, Fernando Alonso, Lewis Hamilton y, en el presente, a Jenson Button y Sergio Pérez del equipo Vodafone McLaren Mercedes. La firma también patrocina al piloto franco-suizo de Fórmula 1 Romain Grosjean.

Comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.