Rendez-Vous Ivy Minute Repeater de JAEGER-LeCOULTRE

La riqueza relojera del prestigioso reloj Rendez-Vous Ivy Minute Repeater, evocadora de los relojes de los siglos XVIII y XIX, luce además un aderezo extraordinario. A través de sus emblemáticas cifras de las horas de alargada silueta, sus agujas con decoración floral y su carácter gráfico y refinado se transmite un mensaje de elegancia. El relojero suizo Jaeger-LeCoultre ha seleccionado un modelo presente en las colecciones de la Grande Maison, la hiedra, para que sus maestros relojeros expresen libremente su talento. La belleza de esta pieza es fruto de su realización a la vez que está presente en la intención misma de su creación. Para la Manufactura relojera Jaeger-LeCoultre, la creación absoluta es un credo que queda plasmado en la inteligencia y la forma. Conforme al espíritu de la Grande Maison, parecía esencial dotar a la colección de relojes Rendez-Vous de sus invenciones más recientes, sin hacer ninguna concesión.

reloj Rendez-Vous Ivy Minute Repeater de JAEGER-LeCOULTRE

El reloj para mujer Rendez-Vous Ivy Minute Repeater, creación en todo el sentido de la palabra, exigió el desarrollo del Calibre 942A. Se trata de un calibre de alta precisión, que late a 28.800 alternancias/hora y dispone de una reserva de marcha de 43 horas. Es un movimiento automático. Recordemos que la pieza de excepción Hybris Mechanica 11 – Master Ultra Thin Minute Repeater Flying Tourbillon es la única que puede preciarse de asociar este dispositivo a la repetición de minutos.

El reloj clásico Rendez-Vous Ivy Minute Repeater posee, por su parte, dos martillos «trébuchets» (articulados) patentados. Dichos martillos dan un golpe muy fuerte sobre dos timbres cristal, que se encuentran pegados al cristal de zafiro, produciendo un efecto de altoparlante.

La melodía del reloj redondo Rendez-Vous Ivy Minute Repeater es más cálida, generosa, suave y femenina, y cuando suena hace que vibren al unísono el oído y el corazón. Para realizar esta proeza extraordinaria, fue necesario asociar el dominio de la teoría acústica con la sensibilidad más grande.

Para reducir aún más el grosor del reloj manteniendo una estética depurada a la vez, el Rendez-Vous Ivy Minute Repeater se activa por un monopulsador en lugar del sistema de gatillo tradicional. Esta repetición de minutos representa un avance considerable en su categoría al estar equipado con un sistema de seguridad; si se presiona nuevamente el pulsador mientras la repetición de minutos está funcionando, no se inicia nuevamente, lo cual evita que el movimiento se dañe.

Las dos hileras de diamantes en el bisel y en el pulsador desvelan el precioso trabajo de joyería. Fiel a los códigos de la colección Rendez-Vous, este engaste clásico y refinado continúa en las asas y los flancos de la caja, así como en la corona, decorada como una delicada joya, luciendo un total de 548 diamantes (255 en la esfera).

El reloj Rendez-Vous Ivy Minute Repeater está elaborado en oro blanco de 18 quilates. Tiene un brazalete de satén, es hermético hasta 30 metros y cumple con todos los criterios de exigencia que caracterizan la supremacía de la Grande Maison en el campo de la Alta Relojería y las grandes complicaciones.

Video disponible en el Canal YouTube de Nuevos Relojes.

Comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.