TAG HEUER & MONACO 2013

La leyenda suiza de la alta relojería prosigue su exitosa asociación con el Automobile Club de Monaco (ACM), organizador de la carrera más glamurosa del automovilismo. TAG Heuer creó un vínculo único entre los coches de carrera y los relojes, elaborándolos y perfeccionándolos, alcanzando un nivel sin precedentes de lujo y prestigio. TAG Heuer estuvo presente en la carrera de Mónaco de este año 2013, el evento más glamouroso del automovilismo, una nueva oportunidad para la marca de afirmarse, una vez más, en su estatus de liderazgo en la Fórmula 1 como firma relojera suiza.

Tag Heuer CARRERA CRONÓGRAFO DAY-DATE CALIBRE 16 – 43MM GRAND PRIX DE MONACO EDICIÓN LIMITADA

CARRERA CRONÓGRAFO DAY-DATE CALIBRE 16 – 43MM GRAND PRIX DE MONACO, EDICIÓN LIMITADA

El Carrera por excelencia, el primer cronógrafo deportivo diseñado para pilotos profesionales y amantes del automovilismo, el abanderado del patrimonio automovilístico único de TAG Heuer. Creado por Jack Heuer en 1963 y nombrado en honor a la peligrosa y agotadora Carrera Panamericana de México, se convirtió en el modelo de los pilotos de Ferrari. En 1970, cada miembro de la escudería (Jackie Ickx, Clay Regazzoni, Mario Andretti, Carlos Reutemann y Jody Scheckter) llevaba un sólido Carrera de oro con su nombre y tipo sanguíneo grabados. Desde entonces, los mejores pilotos han llevado un TAG Heuer: Alain Prost, David Coulthard, Kimi Räikkönen, Fernando Alonso, Lewis Hamilton, Jenson Button…

Esta última incorporación a la leyenda del Carrera va dirigida a los pilotos de Vodafone McLaren Mercedes y rinde homenaje a la carrera más peligrosa y agotadora de la historia contemporánea del automovilismo – el GRAN PREMIO DE MÓNACO. En el bisel figuran las palabras inscritas en rojo y la escala taquimétrica, el logo de la carrera está grabado en el fondo de la caja de zafiro junto al número de edición (X de 4.0000). La correa de caucho negro tiene un diseño único inspirado en las ruedas de F1 de 1963. La esfera totalmente abierta es gris antracita, con los índices aplicados a mano, cincelados en negro luminiscente y tres contadores del cronógrafo de minutos, hora y segundos, situados a las 12h, 6h y 9h respectivamente. Toques de rojo fuego en las agujas y el pulsador dinamizan el diseño, es un cronógrafo de carrera clásico con tecnología de vanguardia suiza.

MONACO CRONÓGRAFO CALIBRE 12 // 39MM AUTOMOBILE CLUB DE MONACO, EDICIÓN BLACK

Tag Heuer MONACO CRONÓGRAFO CALIBRE 12 // 39MM AUTOMOBILE CLUB DE MONACO

La icónica caja cuadrada vista por primera vez en la muñeca de Steve McQueen en Le Mans, se renueva para la F1 con una aleación de carburo de titanio negro, con las agujas de hora y minutos facetadas en color blanco luminiscente. El logo de TAG Heuer Monaco y el escudo de ACM adornan el fondo de la caja de cristal de zafiro ahumado, mientras que la esfera negra resalta con las letras MONACO situadas sobre el logo de TAG Heuer a las 12h y con la punta anaranjada de la aguja del segundero del cronógrafo. La correa de piel negra está perforada con un pespunte naranja, como la cubierta de los volantes de los coches de carrera. La caja, como el pulsador, es de acero satinado pulido. El primer MONACO en color negro desde 1974, es sin duda el reloj más sexy del circuito.

MONACO TWENTY FOUR CRONÓGRAFO CALIBRE 36 // 40.5MM

tag Heuer MONACO TWENTY FOUR CRONÓGRAFO CALIBRE

El número 24 de gran tamaño situado a las 12 en punto en dos componentes, se ve a través de la esfera negra opalina y rinde homenaje a las 24 horas de Le Mans, la carrera de resistencia más famosa del mundo. En el interior de la caja de acero, el movimiento Calibre 36 funciona a la impresionante velocidad de 36.000 alternancias por hora (correspondiente a una frecuencia de 5 Hertz). El movimiento único de masa oscilante anular con certificación COSC es visible a través del amplio fondo de la caja de cristal de zafiro. El “Sistema de Amortiguación Dinámica Avanzada” protege el movimiento colocándolo en suspensión dentro de la caja, con 4 brazos amortiguadores. Los brazos colectores, también visibles a través del fondo de la caja de cristal de zafiro, recogen las vibraciones y las alejan del movimiento, dirigiéndolas a un filtro compuesto que absorbe y disipa su energía. La galardonada estructura, el diseño tubular y los componentes protectores contra golpes extremos están directamente inspirados en la tecnología de competición de la F1. Tecnología punta, alta resistencia y el toque chic de Mónaco, digno heredero del estilo de Steve McQueen.

Comentar