Freak Phantom de ULYSSE NARDIN

El icónico Freak marcó un hito en la alta relojería en el 2001, presentando grandes avances en tecnología, diseño y materiales, especialmente con el uso del silicio. La edición limitada del Freak Phantom continúa la evolución de esta inigualable familia de relojes. Ulysse Nardin es reconocido por sus numerosas innovaciones relojeras y el lanzamiento del Freak en 2001 conmovió la industria, posicionando la marca como única en su sector. La implementación del silicio fue uno de los puntos distintivos del modelo.

reloj Freak Phantom de ULYSSE NARDIN

Gracias al diseño inconvencional del carrusel tourbillon del Freak –innovador por su ausencia de verdadera esfera, corona o agujas- y al ser la primera pieza relojera en presentar exitosamente su rueda de escape hecha en silicio, el Freak cambió para siempre el curso de la Alta Joyería. El Freak Phantom rinde homenaje al espíritu pionero de la saga Freak al extender el uso del silicio y alzando su tourbillon a nuevas cotas de precisión.

Simple en apariencia, el Freak Phantom es un hito de verdadera invención relojera. En edición limitada a 99 piezas, su espiral y gran parte del escape están realizados en Silicio (Si 1.1.1.). El movimiento completo del Freak Phantom, incluyendo el oscilador es producido in house y ofrece una reserva de marcha de más de ocho días.

Su rendimiento ha sido mejorado por la implementación de nuevas tecnologías en los dos rodamientos a esferas, el volante de nuevo diseño y el tourbillon volante que indica los minutos sobre un carrusel que realiza un giro completo en 60 minutos.

La jaula de Tourbillon del Freak Phantom está dotada de una flecha que indica los segundos en un semi- círculo transparente, girando en un minuto sobre sí mismo, con la posición “cero” permaneciendo constante sobre el eje del puente indicador de minutos. Los dos rodamientos a esferas, especialmente concebidos al efecto, posibilitan la función “volante” del mecanismo de minutos y del indicador de segundos del tourbillon sin necesidad de un puente de soporte.
Simple y fácil de llevar, el Freak Phantom se remonta girando el bisel inferior y la hora es ajustada mediante el bisel superior. El engranaje continuo de las “tres agujas” impide el desfase de las horas, minutos y segundo, durante la operación de ajuste de hora.

Como complemento de su exigente función, su estilo es inigualable. Llamativamente masculino, su movimiento, se presenta en un matiz de tonos negros y transmite una identidad de fuerza tranquila mientras que su caja en oro rosa de 18 quilates revela una perfecta elegancia. Sin duda, una yuxtaposición de invención y belleza que perpetúa la personalidad inesperada de la colección Freak.

Etiquetas:,

Comentar