RICHARD MILLE RM 65-01 Cronógrafo automático ratrapante

La incesante búsqueda de la innovación de Richard Mille ha vuelto a dar sus frutos: el nuevo RM 65-01, un reloj extremadamente complejo concebido para un uso diario que exhibe un nivel de pericia técnica que lo eleva al rango de obra maestra. Este cronógrafo automático con ratrapante, prodigioso desenlace de casi cinco años de labores de desarrollo, es la obra más compleja a la que se ha dado vida en los talleres de Richard Mille. Producido más allá de la edición limitada, supone una auténtica exhibición de excelencia relojera.

RICHARD MILLE RM 65-01

Un modelo que, por medio de la combinación de varias funciones adicionales, una arquitectura muy peculiar y un diseño extremadamente estético, encarna a la perfección el enfoque profundamente técnico de la marca. En definitiva, un espectacular desafío de la relojería mecánica que la marca ha superado con creces armándose de paciencia, cualidades técnicas y perseverancia.

CAJA DE CARBONO TPT

El carbono TPT® es prácticamente indestructible y posee propiedades físicas excepcionales que hacen posible aligerar la caja y ofrecer una protección contra los golpes idónea.

El carbono TPT® consiste en más de 600 capas paralelas de filamentos, obtenidos mediante la separación de fibras de carbono. Con un espesor máximo de 30 micras, las capas de carbono TPT® se introducen en una matriz y se someten a un tratamiento especial que cambia la orientación de las fibras de cada capa en un ángulo de 45 grados. El conjunto se calienta a 120 °C bajo una presión de 6 bares, tras lo cual el carbono TPT® queda listo para ser mecanizado en la manufactura de Richard Mille.

El carbono TPT® es conocido por su excelente resistencia a los microrresquebrajamientos y a las fisuras.

Toda la estructura de la caja es estanca hasta 50 metros gracias a dos anillos tóricos de nitrilo. Se ensambla mediante 20 tornillos Spline de titanio grado 5 y mediante arandelas de acero inoxidable 316L.

RICHARD MILLE RM 65-01

Bisel de cristal de zafiro (1800 HV) con tratamiento antirreflejos en ambas caras; grosor: 1,50 mm. Fondo de cristal de zafiro con tratamiento antirreflejos en ambas caras; espesor: 1,20 mm en el centro y 2,04 mm en los bordes.

El visualizador, semiinstantáneo, se encuentra en una hendidura vertical a las 11 horas.

El RM 65-01 está dotado de un diseño muy específico semejante a una caja de cambios que permite acceder a las funciones de armado, fecha y ajuste de la hora. Por medio de los pulsadores situados en el centro de la corona, se puede ir pasando de una función a otra hasta llegar a la función deseada. La aguja situada a las 4 horas indicará W (armado), D (fecha) o H (ajuste de la hora) según la función que esté seleccionada en cada momento.

CALIBRE RMAC4

Movimiento de cuerda automática esqueletizado con horas y minutos, segundero situado a las 6 horas, fecha, ratrapante, cronógrafo con contador de 30 minutos situado a las 3 h, contador de 12 horas a las 9 h, selector de funciones, armado rápido y rotor de geometría variable. Reserva de marcha de aproximadamente 60 horas (± 10%).

La platina está tratada con electroplasma gris y los puentes con PVD negro y electroplasma gris. El titanio grado 5 es una aleación biocompatible, muy resistente a la corrosión y de excepcional solidez que permite al tren de engranajes funcionar sin esfuerzos. Se trata de una aleación de 90 % de titanio, 6 % de aluminio y 4 % de vanadio. Esta combinación mejora las propiedades mecánicas del material, lo que explica su uso frecuente en las industrias aeroespacial, aeronáutica y automovilística. La platina del calibre RMAC4 ha sido optimizada para ofrecer una relación peso/resistencia extremadamente baja.

La platina esqueletizada y los puentes se sometieron a exhaustivas pruebas de validación para optimizar su capacidad de resistencia.

Latiendo a una frecuencia de 5 Hz (36.000 A/h), el volante de inercia variable sin raqueta garantiza una mayor fiabilidad en caso de que el reloj se someta a golpes o de que se desmonte y vuelva a montar el movimiento, además de asegurar un resultado cronométrico sobresaliente durante un periodo prolongado para medir el tiempo con suma precisión. Este volante, que supone toda una innovación para Richard Mille, es capaz de medir con precisión hasta 1/10 de segundo, por lo que resulta idóneo para un reloj deportivo dotado de un cronógrafo de ratrapante.

Se ha eliminado la raqueta y se ha conseguido un calibrado más preciso y repetible gracias a 4 pequeños pesos ajustables situados directamente sobre el volante.

El RM 65-01 emplea un novedoso sistema de geometría variable para optimizar el movimiento de armado del rotor.

Este diseño nuevo y exclusivo Richard Mille permite adaptar de forma eficaz el armado del muelle real al nivel de actividad del usuario, en ambientes deportivos o no deportivos.
Mediante el ajuste de la masa oscilante de tres posiciones es posible modificar la inercia del rotor para que el proceso de armado se acelere en caso de que la persona que lleve el reloj mueva el brazo con calma o se desacelere si realiza actividades deportivas. Esta invención permite optimizar el mecanismo de armado, personalizándolo en función del estilo de vida del propietario del reloj.

CRONÓGRAFO DE RATRAPANTE

La arquitectura moderna de este movimiento permite una organización coherente y racional de sus partes constitutivas, evitando toda complejidad innecesaria y ofreciendo el mejor uso posible de las funciones gracias a las soluciones técnicas que aporta.

RICHARD MILLE RM 65-01

El calibre RMAC4 está equipado con un mecanismo de ratrapante de última generación, desarrollado por los ingenieros de Richard Mille. Una innovadora rueda de pilares controla las distintas palancas de la función de ratrapante y optimiza el funcionamiento del cronógrafo. Esta rueda de 6 pilares garantiza la perfecta simultaneidad del movimiento, el máximo bloqueo de las funciones y una mayor duración de los ajustes.

Tras realizar numerosos estudios que llevaron a la marca a la conclusión de que sería preciso diseñar y manufacturar una serie de ruedas de engranaje y palancas específicas, se ha logrado eliminar prácticamente por completo el salto del segundero del cronógrafo y disminuir el consumo de energía de estos mecanismos.

MECANISMO DE ARMADO RÁPIDO

Para complementar los mecanismos de armado automático y armado por medio de la corona, se ha desarrollado e incorporado un mecanismo de armado rápido. Este mecanismo facilita rearmar el barrilete rápidamente en caso de que el reloj se detenga. Para restablecer por completo el barrilete, hay que accionar el pulsador situado a las 8 horas. Esta función sirve para dar cuerda al reloj rápidamente después de no haberlo llevado puesto durante un periodo prolongado.

El desarrollo de esta función sumamente práctica y «simpatiquísima», según los ingenieros de Richard Mille, entrañó una enorme dificultad debido a los altos niveles de transferencia de par que se precisan. Durante las pruebas de envejecimiento, la función se activó miles de veces.

Precio, $310.000 USD.

Vídeo disponible en el Canal YouTube de Nuevos Relojes.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.