ALPINA Seastrong Diver: Heritage & 300 Automatic

En Baselworld 2016, Alpina presenta su nueva gama de relojes de submarinismo automáticos, con características profesionales y un diseño extremadamente eficaz y depurado que combina a la perfección estética y funcionalidad. Justo 50 años después, el prestigioso reloj de submarinismo vuelve a la colección Alpina, ahora con el nombre “Seastrong Diver Heritage”. El cometido de Alpina es crear y realizar relojes deportivos y elegantes que funcionen con la máxima precisión y fiabilidad en los entornos más exigentes, como por ejemplo el alpino.

 ALPINA Seastrong Diver 300 Automatic

ALPINA Seastrong Diver 300 Automatic

Este nuevo reloj de submarinismo para profesionales presenta una caja de acero inoxidable de 44 mm en forma de cojín y puede sumergirse a profundidades de hasta 300 metros. El diseño da prioridad a una legibilidad óptima y destaca por su belleza esencial y funcional, que convierte a este reloj en un atractivo objeto masculino también fuera del agua.

Los códigos de diseño de esta nueva gama se inspiran en los relojes Alpina de submarinismo del siglo pasado, auténticos exponentes de un diseño robusto con una gran sencillez de uso. Asimismo, el triángulo situado a las 12 horas es un guiño al legendario triángulo, logotipo de la marca.

El nuevo Seastrong Diver 300 tiene la corona y el fondo atornillados y un bisel giratorio unidireccional de 60 minutos versionado en 4 colores. Las agujas de gran tamaño, los índices de la esfera y los marcadores del bisel son luminiscentes, y el cristal del reloj es de zafiro con tratamiento antirreflectante.

El modelo presenta un fondo transparente que permite ver el funcionamiento interno del calibre automático Alpina AL-525.

El reloj está equipado de serie con una correa de piel auténtica resistente al agua con pespuntes en las asas, y los submarinistas aficionados a la moda podrán elegir entre los 4 colores de correa disponibles para complementar su reloj.

ALPINA Seastrong Diver Heritage

El nuevo modelo remite a su ilustre predecesor de los años 60 mediante dos elementos operativos situados en el lado derecho de la caja y el anillo giratorio, que en la primera versión (y con razón) se había introducido en la caja. La corona permite ajustar de forma fácil y sencilla el anillo giratorio al valor “2”. La división de 60 minutos también resulta útil para los no buceadores: por ejemplo, la flecha se puede colocar de forma que el avance de la aguja de las horas indique que se está acabando el tiempo para sacar el coche de un aparcamiento de pago.

ALPINA Seastrong Diver Heritage

Gracias su moderno diseño, la caja clásica de acero inoxidable, ahora con un diámetro de 42 milímetros y equipada con un fondo atornillado y grabado, resiste la presión bajo el agua hasta 30 bares, es decir, hasta una profundidad de 300 metros.

El moderno calibre automático AL-525 garantiza el control de tiempo, ya que se trata del fiable, robusto y preciso SW 200 de Sellita que Alpina ha refinado con su habitual atención a los detalles y dándole al rotor montado sobre cojinetes la forma asimétrica que caracteriza a la marca. La rueda de volante late a una frecuencia de 28.800 alternancias por hora y cuenta con una reserva de marcha de hasta 38 horas.

ALPINA Seastrong Diver Heritage

Elegir el estilo del reloj puede ser lo más difícil: los admiradores de la estética retro optarán por el diseño tradicional, con contrastes entre tonos claros y oscuros, mientras que los amantes de la discreción elegante preferirán la opción totalmente oscura.

Etiquetas:

Comentar